Todo lo que tienes que saber sobre los Mapas Mentales

“Dibujar es como hacer un gesto expresivo con la ventaja de la permanencia.” 

Henri-Emile Matisse

Siempre es mucho más fácil para el cerebro humano retener aquello que comprende. Por eso utilizar técnicas como la creación de los mapas mentales son una excelente manera de ayudarte a recordar ideas, conceptos, detalles y su interrelación de una manera rápida y fácil.

De una manera muy resumida, podemos decir que un mapa mental es una simple representación gráfica de una idea o concepto. Sin embargo, esta simple representación tiene un gran potencial cognitivo.

No solo se puede usar como una representación gráfica de un concepto, también de muchas más cosas, como por ejemplo, hace poco, publiqué un post sobre mi diario de viajes y en el que el primer viaje, usé una especie de mapa mental.

El escritor británico Tony Buzan https://www.buzanworld.com/ es el principal impulsor de los mapas mentales a nivel mundial. De hecho, se afirma en su página web que ha registrado en muchos países el término «Mind Maps»

Tony Buzan escribió muchos libros relacionados con la memoria, la lectura rápida, la creatividad, el cerebro… pero su popularidad es debida principalmente a su libro «Use your head» de 1974, donde promueve el uso de la nemotecnia y también los mapas mentales.

Voy a explicar mejor qué es un mapa mental, y después vemos detalladamente sus características, para qué sirve y cuáles son las ventajas de utilizarlo.

Qué es un mapa mental

Los mapas mentales son gráficos que de manera esquemática representan un concepto central y su correlación jerárquica con otras ideas complementarias.

Esta manera organizada de asociar ideas se representa mediante palabras clave, imágenes, dibujos o colores que relacionan los distintos elementos partiendo de una idea principal.

También podemos decir que un mapa mental es un diagrama que de una forma visual ayuda a simplificar el aprendizaje de una asociación de ideas. 

Utilizar este método junto con al el sistema habitual de tomar de notas, es como utilizar una especie de “ojo de halcón” que centra la atención en los conceptos principales de un tema o idea.

¿Qué aspecto tienen y cómo elaborarlos?

En esencia son burbujas unidas entre sí. Se relacionan entre ellas y crean subtemas que se organizan y anidan. Son habituales y bastante fáciles de hacer. Se ven a menudo en los libros de negocios y ciencias. Piensa en mapas mentales como diagramas de flujo relacionales y detallados.

El mapa mental se desarrolla en torno a una palabra clave, concepto o idea que se ubica en el centro. Es común utilizar una estructura radial, pero no es imprescindible. El tema principal y la creatividad determinarán la mejor estructura para cada mapa mental. Veamos un esquema:

Esquema mapas mentales

A la hora de crear mapas mentales, podemos utilizar palabras clave, dibujos, símbolos, abreviaturas, signos… o cualquier cosa que nos ayude a organizar y asociar los conceptos. De manera habitual se utilizan líneas para reflejar la conexión de los conceptos o ideas.

Vamos ver cómo crear un mapa mental en tres sencillos pasos:

  1. Escribe un concepto central: en un papel en blanco sitúa la idea principal en el centro, ya que esto nos permite añadir conceptos relacionados alrededor. Siempre te resultará más sencillo de recordar si el concepto clave lo asocias con una imagen o dibujo.
  2. Apunta ideas asociadas alrededor del concepto principal: en esta fase podemos hacer uso de la imaginación y dar rienda suelta a nuestra creatividad. Eso sí, coloca las ideas en un orden jerárquico en torno a la palabra clave, pero hazlo como más te guste.
  3. Asociamos todos los conceptos con líneas: en este último paso tenemos la clave del proceso al poner en orden visual la jerarquía de las ideas, permitiendo que fácilmente memoricemos el tema tratado.

Veamos un ejemplo usando la información de esta parte:

Cómo crear un mapa mental

Además, Tony Buzan propone las siguientes pautas para la elaboración de mapas mentales:

  • Utiliza símbolos, imágenes, códigos y proporciones en el mapa mental.
  • Elige las ideas clave y destácalas utilizando letras mayúsculas.
  • Cada idea o concepto debe asentarse sobre su propia línea.
  • Todas las líneas deben partir del concepto central, y deben tornarse más finas a medida que se alejan del centro.
  • Las líneas deben tener la misma longitud que la palabra que respaldan.
  • Utiliza diversos colores para fomentar la estimulación visual y ayudar a la agrupación de ideas.
  • Procura crear tu propio estilo a la hora de hacer tus mapas mentales.
  • Señala las asociaciones entre los conceptos y utiliza el énfasis.
  • Procura crear un mapa mental claro y organizado utilizando la jerarquía radial

Principales características de los mapas mentales

  • El concepto principal del mapa mental se representa en el centro, habitualmente con una imagen.
  • Las ideas secundarias asociadas al concepto principal se estructuran alrededor de la idea central, habitualmente en una forma radial.
  • Cada idea secundaria forma una ramificación que utiliza diferentes colores para destacar visualmente cada concepto.
  • La utilización de imágenes y dibujos son la clave del proceso para remarcar estas ideas.
  • Los conceptos que se encuentran más lejos de la idea central tienen menos importancia  dentro del mapa mental

Para qué sirven los mapas mentales

La creación de un mapa mental es un sistema realmente eficaz de aprendizaje para ayudar a recordar información. Los mapas mentales ayudan a clasificar la información visualmente. Son como anotaciones gráficas que contribuyen a transmitir mejor la conexión de ideas, favoreciendo el aprendizaje y transmisión de pensamientos.

Pero además de ayudar al aprendizaje y retención del concepto representado, ayuda a motivar la creatividad y facilita el inicio del proceso de estudio.

Por último, el empleo de mapas mentales tiene muchos usos en el ámbito pedagógico y empresarial, pero también tienen otras aplicaciones en el ámbito familiar y personal. Podemos utilizarlos para tomar notas, realizar resúmenes, sesiones de lluvia de ideas (brainstorming), procesos de nemotecnia

¿Por qué usar mapas mentales?

Crear mapas mentales nos puede ayudar de diversas maneras. Veamos en forma de lista en qué nos ayuda utilizar la recopilación de datos en los mapas mentales:

  • Nos permite organizar las ideas y conceptos de una manera fácil y sencilla.
  • Favorece la memorización natural de información más o menos compleja con unos pocos gráficos.
  • Facilita el aprendizaje de temas difíciles de entender.
  • Ayuda a trabajar y mejorar la memoria.
  • Clarifican visualmente de forma rápida lo que de forma escrita necesitaría mucho más tiempo.
  • Facilita el estudio, organización, creación y recuerdo de datos fundamentales.
  • Resulta muy útil en presentaciones escolares,  y también laborales

Terminando…

Eleva tu método de aprendizaje a la máxima potencia con la creación de mapas mentales. Y es así, desde que uso herramientas visuales como los mapas mentales, mi proceso de aprendizaje es mucho más rápido a la par de practicar practicar y practicar =).

Los mapas mentales se pueden hacer casi en cualquier lugar. Se pueden hacer en trozos de papel, cuadernos de notas, o con un software online.

Por lo que no pierdas la oportunidad de practicar está gran y potente herramienta.

¡Feliz miércoles!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

92 − = 89

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.